martes, 30 de enero de 2018

thumbnail

Cómo superar el estrés por deudas

Uno de los factores que puede influir en nuestro grado de ansiedad es sin duda el dinero. ¿Cómo superar el estrés por deudas? ¿Qué pasa si no puedes pagar las facturas, tienes una familia que depende de ti y parece que tu vida se desmorona? ¿O si has cometido algún error económico y te has endeudado con los bancos y te encuentras con que no puedes pagar?

El aspecto económico sin duda es una de las cosas que más puede influir en nuestra estabilidad emocional. Del estado de nuestras cuentas puede depender, sin ir más lejos, nuestra calidad de vida, el hecho de que podamos tener libertad para tomar decisiones basadas en lo que queremos y lo que necesitamos.

Y para esto, claro está, en esta sociedad hace falta dinero. Si quieres superar el estrés por deudas, queremos que sepas que entendemos perfectamente tu situación y que esperamos que puedas superar este bache. Nosotros nos vamos a enfocar en el aspecto más relacionado con nuestras emociones.


Qué es la falta de dinero

cómo superar el estrés por deudas


En primer lugar, nos gustaría que tuvieras claro qué es lo que esto significa, porque no todo el mundo entiende muy bien qué es eso de la falta de dinero.

Falta de dinero. Definición: no tener suficiente dinero para pagar tus facturas y mantener tu calidad de vida.

Ahora bien, la falta de dinero es un concepto relativo. Es decir, puede haber personas que consideren que les falta dinero, pero no necesariamente tienen un sueldo bajo. En cambio, otras con un sueldo modesto, o incluso sin trabajo, pueden vivir medianamente bien porque necesitan menos cosas. Lo mismo aplica para los emprendedores; de hecho, la falta de dinero no es necesariamente un problema para emprender.

Es decir, lo que queremos que entiendas es que cada uno define su concepto de "calidad de vida". Muchas de nuestras necesidades, de hecho, son artificiales, creadas por otras personas, a costa de muchos años de publicidad, dándonos a entender que necesitamos esto o lo otro.

Lo cierto, sin embargo, es que la mayoría de las cosas no las necesitamos para sobrevivir y conseguir comida, alojamiento y vestido puede ser relativamente fácil en las sociedades en las que vivimos, al menos si lo comparamos con países subdesarrollados.

El dinero, de hecho, tiene un valor diferente en función de la moneda de la que hablemos y el país en el que vivamos. Ganas dinero cuando aportas valor a la sociedad, y pierdes dinero cuando la sociedad te aporta valor a ti. Si tienes claro esto, te resultará mucho más fácil entender la situación en la que estás.

Causas y consecuencias de la falta de dinero

Las causas y consecuencias de la falta de dinero pueden ser muchas. Podemos pensar que nuestra falta de dinero se debe a que somos víctimas del sistema; podemos buscar razones externas para auto-justificarnos y pensar que si no tenemos dinero es por culpa de alguien.

Pero lo cierto es que la falta de dinero tiene más que ver con una cuestión de matemáticas: cuánto dinero entra y cuánto sale, y cómo lo gestionamos.

Ningún gobierno, ni sistema humano, ni jefe, ni empresa, puede solucionarte la vida. Muchas de las cosas que en tu mente pueden resultar "intocables", "imposibles", "irresolubles", pueden estar solamente basadas en tus valores. No es que no puedas cambiar tu situación, es que no estás dispuesto a hacer lo que tienes que hacer para intentar cambiarla.

Porque te da miedo, porque tienes muchos compromisos que no quieres o no consideras ético romper, porque siempre has hecho lo mismo o por un montón de razones más.

En cualquiera de los casos, eres tú quien toma las decisiones, aunque te veas condicionado por muchas presiones externas para decidir lo que decides.

Lo cierto, también, es que no vivimos solos en sociedad. A veces, de hecho, podemos estar hablando de la falta de dinero en la familia como un problema colectivo, por ejemplo cuando sólo el marido trabajo, o cuando hay tal grado de endeudamiento que los gastos y los intereses se lo comen todo.

Cuando tienes hijos, tomar decisiones en cuanto al dinero puede ser mucho más difícil si en tu vida hay falta de dinero. Sin embargo, debemos buscar el equilibrio entre nuestra ética, nuestro amor como padres, y la necesidad de sanar completamente nuestra relación con el dinero y empezar a hacer las cosas de otra manera.

falta de dinero en la familia


El estrés por endeudamiento puede llegar a ser frustrante y las consecuencias nefastas para nosotros a nivel emocional.
  • Puede generar conflictos en la pareja, o entre los padres y los hijos, o incluso con tus padres, o hermanos.
  • Puedes experimentar situaciones en las que deseas escapar, o en las que no tomas decisiones basadas puramente en los sentimientos.
  • Hay personas que incluso, debido a las deudas, pueden caer en adicciones y en un círculo vicioso de gasto y endeudamiento.
  • A nivel emocional, con frecuencia sentirás estrés, ataques de ansiedad o incluso puedes llegar a un estado permanente de depresión.
  • Podemos tener problemas para dormir, nerviosismo, irritabilidad y ataques de ira.
Ahora bien, todo esto depende de cómo tú te lo tomes. Si tomas la decisión de tomar las cosas con calma, de asumir tus errores y seguir adelante, de aceptar los sinsabores de la situación económica en la que estás y tirar hacia adelante con un buen plan para reducir o eliminar tu deuda, muy pronto empezarás a ver la luz al final del túnel.

Qué es el estrés económico


ansiedad por deudas

Queremos distinguir también el concepto de estrés económico, ya que no es lo mismo tener cierto grado de ansiedad por deudas a estar, por ejemplo, experimentando directamente una depresión. Y, por supuesto, el estrés económico no sólo tiene que ver con la pobreza.

¿Qué es el estrés económico? Hay muchas definiciones de estrés económico y no queremos quedarnos con ninguna. El estrés económico significa tener un alto grado de preocupación y malestar por el dinero: el que tenemos y el que no tenemos.

Por que un rico también puede tener estrés económico si está preocupado por si sus acciones bajan o suben, o si ha hecho malos negocios, o si lo van a embargar o a meter en la cárcel por fraude o evasión de impuestos.

En definitiva, queremos que te quedes con que, dependiendo de cómo entiendas el dinero, podrás experimentar más estrés económico o menos. Si ves el dinero como una herramienta para hacer cosas, pero no el origen de tu felicidad, entonces incluso en las situaciones más duras podrás reducir ese estrés.


¿Cómo manejar el estrés por dinero? Siempre vamos a experimentar emociones negativas cuando tenemos preocupación por el dinero. Ahora bien, puedes intentar vivir esas emociones, aceptarlas, reconocerlas y tratar de buscar soluciones, o por otro lado, engrandecerlas, dramatizar y hacer que la montaña se vuelva cada vez más grande.

Cómo superar el estrés por deudas

Queremos dedicar también un apartado a la angustia por deudas o a la preocupación por deudas.

Uno de los males que experimentan las personas que se preguntan cómo superar el estrés por deudas es el miedo al futuro. No saben lo que va a ser de ellos, o cómo actuar para estar en una situación mejor. En este sentido, lo que más ayuda es tratar de racionalizar las cosas y ver el futuro como una oportunidad.

Aprender de la situación en la que nos encontramos ahora, para resolver nuestros errores y no volverlos a cometer. Recuerda que los fracasos son el primer paso para llegar al éxito. Porque no sería la primera vez que una persona, hallándose en una situación económica terrible, le ha dado completamente la vuelta a la tortilla porque ahora sabe que no quiere estar ahí.

La inteligencia y el aprendizaje constante, aprovechando la gran cantidad de información gratuita que hay por Internet, te pueden ayudar a solucionar tus problemas de deudas. Esto es algo que no conseguirás probablemente en poco tiempo, pero una de las cosas que aprenderás es cómo gestionar la ansiedad en estos momentos difíciles.

Momentos que, insistimos, tienes que aceptar y vivir de la mejor forma posible.

Superar depresión por deudas


En los casos más graves, la persona puede llegar a estar experimentando una depresión por deudas. Las personas que se encuentran en este estado quizás no se encuentren trabajando y estén experimentando otra serie de problemas aparte de sus deudas.

Si estamos viviendo una "depresión por deudas", lo primero que tienes que tener claro es que las deudas no provocan depresión. Es decir, no hay una relación causa efecto entre la falta de dinero y la depresión. Todo tiene que ver con cómo tu mente se lo toma, cómo tu mente afronta la situación.

Supongamos que piensas que todo ha terminado, que no hay esperanza para ti, que no hay futuro... En tal caso, sin duda atraviesas una depresión, pero es por el "relato" que te estás dando a ti mismo de la situación. Un relato y una manera de percibir las cosas que puedes cambiar, dándote el impulso necesario para conseguir esas pequeñas victorias que te llevarán al éxito.

Si tienes "depresión por deudas", es aconsejable que acudas a un buen profesional de la psicología. Puede servirte como apoyo para aprender a verte a ti mismo de otra forma, reconocer tus atributos y valores, darte cuenta de que tienes un futuro por delante y que puedes aceptar y afrontar la situación que estés viviendo.

Cómo atraer mucho dinero a mi vida

cómo atraer mucho dinero a tu vida


Este no es un post dedicado a explicar cómo atraer mucho dinero a tu vida. No pretendemos vender humo, ni creemos demasiado en la ley de la atracción. Pero sabemos lo que no hay que hacer:

  • No hay que gastar más de lo que se ingresa
  • No es bueno obsesionarse solamente con reducir los gastos, sin pensar en la parte más importante: aumentar los ingresos
  • No es nada recomendable limitarse a realizar tu trabajo por cuenta ajena, pensando que estarás siempre trabajando en lo mismo
  • Debes evitar deudas y préstamos con los bancos, no utilices la tarjeta de crédito o trata de reducirla al mínimo.
  • Aprenderás a decir no cuando hay que decir no y a entender que la mayoría de tus necesidades no son reales, y por tanto, te están haciendo gastar dinero en cosas que no necesitas.
Si quieres ser rico, es muy importante que tengas tu propio negocio o negocios, y que inviertas en activos que te produzcan beneficios.

Haciendo eso, por supuesto que atraerás mucho dinero a tu vida .

Como decíamos antes, el dinero tiene que ver con el valor.  Habrá quien diga, por cierto, que el dinero también pierde valor, y todo depende de la moneda que tengamos y el país en el que nos encontremos. Pero que las circunstancias políticas y la inflación sean terribles en algunos lugares no quita que el dinero siga siendo, en mayor o menor medida, un símbolo físico del valor que damos y recibimos, aunque debido a nuestro sistema no sea exactamente igual.

Cómo resolver problemas económicos

Si quieres resolver problemas económicos, además de trabajar en tu mente, en tu ansiedad y en tus emociones, debes tener un plan. Te dejo con este vídeo de Alejandra Mayo, donde te propone un ejercicio muy sencillo para eliminar tus deudas.



Un plan para aumentar tus ingresos y reducir los gastos innecesarios, pero sólo los innecesarios. No hagas lo que muchas empresas, que reducen sus activos en tiempos de crisis y entonces entran en una espiral de descapitalización que les lleva precisamente a la ruina.

Teniendo claros estos puntos, podrás resolver problemas económicos en tu economía doméstica y tratar de mejorar las cosas en el futuro.

¿Estás pasando por una situación difícil y te preguntas cómo superar el estrés por deudas? Si quieres compartir tu experiencia con nosotros, déjanos a continuación tus comentarios.









No hay comentarios